lunes, 10 de septiembre de 2012

¿Existe algún riesgo asociado al consumo excesivo de proteínas?

Hola a todos/as

La idea principal que debemos tener presente es que el cuerpo humano es incapaz de almacenar el exceso de proteínas. El consumo de proteínas que excede las necesidades del cuerpo no se utiliza para aumentar los músculos; más bien, se utiliza para funciones corporales no proteínicas. Si una persona consume más proteínas de las que requieren sus necesidades calóricas y proteínicas, las proteínas sobrantes no se almacenarán como tales, sino que se convertirán en grasa y así se almacenarán. Si una persona consume grandes cantidades de proteína extra, cualquier aumento de peso será muy probablemente en forma de grasa.
Existen probabilidades de sufrir daños si se consumen proteínas en exceso. Lo más probable es que tales daños ocurran en personas que consuman suplementos proteínicos o de aminoácidos. El exceso de proteínas puede provocar la deshidratación, ya que el metabolismo de las proteínas requiere agua extra para la utilización y la excreción (es decir, eliminación) de sus productos secundarios. Puesto que las personas que realizan ejercicio físico ya tienen un riesgo aumentado de deshidratación, el esfuerzo adicional de la excreción de los residuos proteínicos puede provocar más deshidratación. También se ha demostrado que el exceso de proteínas conlleva una mayor pérdida de calcio. Una pérdida crónica de calcio debida al aumento exceso de proteínas es particularmente preocupante, ya que puede aumentar el riesgo de osteoporosis, especialmente en mujeres. Así que ya sabéis, esto no quiere decir que consumir proteínas o suplementarse con ellas sea perjudicial para nuestro organismo, pero sí debemos llevar un control de su consumo y adaptar éste a nuestras demandas específicas, las cuales dependerán de nuestro peso corporal y del nivel o tipo de ejercicio que realicemos, entre otros.


Hasta pronto...

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada